Puro Love

De amores y odios

Muchas cosas en la vida causan esta polaridad, o las amas o las odias, no existe el medio; por ejemplo; paseos en carro, lo amas porque te encanta la brisa en tu rostro o lo odias porque te mareas antes que cierren la puerta.

Con el agua pasa exactamente lo mismo; o la amas o la odias. Aquí vamos a hablar de los dos casos. En mi caso, la verdad, yo la odio; el asunto es visceral. De los peores días de mi vida es cuando a mi humana se le ocurre bañarme. No se que necesidad del baño si sucio soy igual de bonito hehehehe.

Cuando vivíamos en Brasil, «país tropical» como dice aquella samba, fue bastante frecuente que mi mamá inventara paseos donde aquel líquido horrible hacía parte del paisaje. Me encanta ir a la playa, para mí sería perfecta si el mar estuviera más lejos hehehe. Me encantan las dunas, pero esos laguitos en el medio no me convencen, y que me dicen de las casas de playa, con palmeras y agüita de coco fresca, todo lo daña las benditas piscinas en el medio del jardín. En fin, menos mal mi baño es solo una vez al mes (la humana se baña todos los días, horror).

Ya en cambio, mi amigo Rocket adora el agua, las imágenes de hoy son de él. Le encantan los paseos con piscina o riachuelos de por medio; también le encanta jugar entre los charcos, eso lo hace muy feliz.   

y tú, perriamigo lector, que piensas?? te gusta o no te gusta el agua??